Recomendaciones de salud oral para fumadores

Todos sabemos que el tabaco es una de las sustancias más peligrosas para nuestro organismo. Si nos centramos únicamente en nuestra boca, hay que tener en cuenta que afecta gravemente a nuestras encías, a la aparición de manchas en nuestros dientes e incluso es la principal causa del cáncer oral.

Es esencial definir una serie de recomendaciones para que los fumadores puedan cuidar su salud bucodental. Obviamente, todos sabemos que dejar de fumar sería la mejor recomendación posible para poder cuidar su salud oral; pero también es verdad que eso es algo muy complicado para las personas que llevan mucho tiempo atadas al tabaco.

Por eso, en Look Dental hemos optado por ofrecer una serie de consejos más fáciles de realizar para que los fumadores puedan seguir cuidando su salud bucodental. Si te encuentras en esta situación actualmente, ¡sigue leyendo!

¿Cómo puedo cuidar mi boca si fumo?

En general, las recomendaciones para llevar una buena salud oral en los fumadores casi no difieren de las del resto de la población. Sin embargo, nunca está de más recordar los hábitos que debemos seguir para mantener nuestra boca sana.

  • Hidratarse: el tabaco no solo provoca una gran cantidad de problemas en nuestra boca, sino que también reduce la cantidad de saliva que producimos. Por eso es tan importante mantenerse hidratados, ya que la saliva es una de nuestras líneas de defensa frente a las bacterias orales.
  • Lavarse los dientes: lavarse los dientes no consiste únicamente en cepillarse los dientes después de cada comida. Debes incluir en tu rutina de higiene bucodental el enjuague bucal y el hilo dental para poder limpiar al completo todas las zonas de la boca a las que no llega el cepillo de dientes.
  • Visitar al odontólogo: normalmente es importante visitar al dentista entre una y dos veces al año para llevar un control de nuestra salud oral. Sin embargo, es recomendable que los fumadores lo hagan más asiduamente con el fin de prevenir muchos de los problemas que causa el tabaco en nuestra boca.
  • Masticar chicle: el chicle puede ser bueno para nuestra salud si no abusamos de su consumo y optamos siempre por aquellos que no contienen azúcar.

Blanqueamiento dental para fumadores

No todo el mundo puede someterse a un tratamiento de blanqueamiento dental, pero el consumo de tabaco no es uno de los impedimentos que dificultan este tratamiento.

Los fumadores son los que más notan los cambios que produce el blanqueamiento en sus dientes, pero también es verdad que los efectos de este tratamiento son menos duraderos, por lo que será necesario repetir el tratamiento con mayor frecuencia que otros pacientes que no fuman.

Prevención de la enfermedad en las encías

Las enfermedades de las encías, es decir la gingivitis y la periodontitis, están causadas por la acumulación de la placa bacteriana en los dientes. Esto provoca que las encías se inflamen y sangren a la hora de cepillarse. 

El tabaco reduce la capacidad que tiene nuestra boca para luchar contra las infecciones por lo que es muy importante llevar unos buenos hábitos de salud bucodental y además ir asiduamente al dentista para poder prevenir no solo todos estos problemas relacionados con las encías; sino también de muchas otras patologías relacionadas con el tabaco.

Si eres fumador, no olvides pedir cita en cualquiera de nuestras clínicas para que podamos empezar a cuidar de tu salud oral cuanto antes. ¡No dejes que tus problemas orales empeoren!